#Mundo| 7 de cada 10 lesbianas, bisexuales, gays y trans han sufrido acoso en las redes

A veces escribir noticias como esta me parece desolador. Yo, que estoy empoderada como madre lesbiana visible y orgullosa me encuentro en ocasiones con estudios así y me invade la tristeza.

La FELGTB ha compartido un estudio que se ha hecho en Europa y los resultados son bastante preocupantes. Casi el 70% de las personas LGTBI ha sufrido LGTBIfobia a través de las redes sociales en los últimos cinco años. La investigación, realizada en el marco del proyecto europeo Speak Out, ha contado con una muestra de 1674 personas LGTBI de España, Portugal, Bélgica, Lituania, Letonia, Estonia, Hungría, Bulgaria y Reino Unido.

Los datos obtenidos revelan que las personas agredidas a través de internet fueron insultadas (95%), amenazas de violencia física (57%), de ver revelada su orientación sexual o identidad de género (29%), de agresión sexual (27%) y de muerte (31%), entre otros. En el 54% de los casos, la persona o personas agresoras eran anónimas o desconocidas para la víctima.

Estos ataques provocaron enfado (72%), tristeza (70%), ansiedad (57%) y miedo (51%), entre otros, y un 30% de las personas agredidas redujeron el uso de sus perfiles en redes sociales. Solo un 5% denunció a la policía y de ellos, el 55% asegura no haber sido tomado en serio al denunciar.

En este sentido, la presidenta de FELGTB, Uge Sangil, explicó que “aunque no tenemos datos específicos relativos a España, esta encuesta refleja que la LGTBIfobia sigue siendo un problema en Europa”. “Durante la pandemia, además, las redes sociales se han convertido en una herramienta aún más importante para la socialización y no podemos permitir que las personas LGTBI sigan recibiendo esta violencia a través de estos canales o que reduzcan su uso por este motivo”, asegura.

“Por eso, necesitamos con urgencia que se apruebe la Ley integral trans y de igualdad social y no discriminación de las personas LGTBI que permita desarrollar recursos para prevenir, sensibilizar y erradicar el ciberacoso por motivos de orientación sexual e identidad o expresión de género”, defiende.

¿Se pueden denunciar los delitos de odio online?

Sí, se pueden y deben denunciarse. “Las declaraciones, comentarios o publicaciones que deliberadamente promueven el odio contra cualquier grupo identificable y que ocurren fuera de las conversaciones privadas, se consideran apología del odio. Estos comentarios pueden ser delitos penales y pueden ser procesados, al igual que la revelación de la orientación sexual o la identidad de género de una persona sin su consentimiento o cualquier tipo de amenaza de agresión”, nos cuentan desde la FELGTB.

¿Dónde denunciar?

En la FELGTB a través de nuestra Línea Arcoíris (91 360 46 05 / info@felgtb.org).

Además, en el marco del proyecto Speak Out, FELGTB y otras ocho entidades LGTBI de distintos países europeos, han desarrollado de manera conjunta la web Safe To Be para ofrecer más información sobre cómo identificar un delito de odio a través de las redes sociales y qué hacer al respecto.

Fuente: Oveja Rosa, Diario El Diverso.

#Mundo| NANDA COSTA, LA ESTRELLA DE LAS TELENOVELAS BRASILEÑAS, LESBIANA Y VISIBLE

Nanda Costa es la rutilante estrella de La guerrera, una serie brasileña que ha sembrado éxitos y estupendas audiencias dentro y fuera del país. Es su primera telenovela a modo de protagonista, pero más allá de este título, Nanda ha trabajado en televisión y cine incansablemente.

Protagonizó la película Lengua seca con Caua Reymond, también galán de telenovela (Avenida Brasil).https://287df2f5c536c1ab1a54500f9b1c0ddf.safeframe.googlesyndication.com/safeframe/1-0-37/html/container.html

nanda costa

Su belleza es fruto de la innegable materia prima brasileña y la ascendencia libanesa por parte de su abuela materna. Nació en la preciosa isla Parati, pero con 14 años se fue a vivir a Sao Paulo con su tía para estudiar y trabajar. Perdió a su tía de muerte repentina al año siguiente pero decidió enfrentarse sola a la cuidad y buscarse la vida. Así es que empezó en teatro para pagarse el alquiler y ahorrar para irse a Río, donde encontró el éxito en su amado mundo de la interpretación. 

Nanda tiene una relación con Elaine Silva, más conocida como Lan Lan, percusionista, guitarrista y compositora con la que ama tocar la guitarra y componer canciones. Lan Lan es una música bastante conocida en el país, con varios discos lanzados con el grupo Moihno que juegan con la mezcla entre la samba y el rock.  

No se cansan mostrar su amor y sus creaciones en el Instagram de la actriz y de apelar a la tolerancia en diversidad de género y diversidad sexual, desde una atmosfera desenfadada y juvenil. Se agradece, en país todavía gobernado por la más preocupante y sangrienta homofobia

Por cierto, Nanda le ha regalado un anillo a su chica en señal de compromiso, parece que la cosa va en serio:

Fuente: Mirales, Diario El Diverso.

#Chile| Torturas homoOdiantes en la Armada de Chile: impunidad y daño psicológico

Lo tienen tomado de manos y pies, como crucificado, mientras le gritan, se ríen de él y lo golpean entre varios. La víctima está con los ojos vendados y se le ve contornearse y quejarse de dolor. Después le escriben en el torso con un lápiz de tinta azul: “Maraco, fleto” (en Chile son términos usados de forma despectiva para referirse a los hombres homosexuales). Esas imágenes circularon por redes sociales desde la noche del 27 de octubre y se hicieron virales en el país. Según la cuenta que las publicó, el video fue grabado el 4 de agosto de este año, durante el aniversario de la Escuela Naval Playa Ancha de Valparaíso.

La Armada de Chile emitió un comunicado en el que asegura que el video no es reciente, sino del año 2018. También dijeron que “se practicarán las averiguaciones internas necesarias a fin de adoptar las medidas que correspondan”. Y que lo ocurrido “se aleja de los valores y principios formadores” de la institución. 

Indagatoria sin fecha

Presentes se comunicó con la Armada para conocer avances en la investigación, pero sólo dijeron que “habrá una indagatoria” y que no pueden adelantar “cuándo estará finalizada”, a través de una respuesta vía mail enviada desde la Dirección de Comunicaciones. 

Hasta el cierre de esta nota, no pudimos confirmar si el joven al que torturan en esos videos es LGBT+. Pero ante la evidente connotación homoOdiante del registro, indagamos en los daños de un acto como ese. Al respecto, consultamos a Dani Figueroa, psicólogue y psicoterapeuta con experiencia en disidencias y diversidades funcionales y también activista de Disidencias en Red.  

“La institución policial avala y fomenta violencia”

-De lo que pasa en ese video que dura unos minutos pero que es muy violento, ¿qué es lo que te parece más grave? ¿qué conductas o patrones observas? 

-La naturalización de las prácticas de tortura, así como la deformación que se produce en cada uno de los sujetos al encarnar la deshumanización con la que se vive la escena, con gritos y descontrol. Me parece una vorágine de hombres privilegiados que se jactan de su posición para ejercer dolor, jugando con la sumisión y la jerarquización. Me llama la atención la relación entre confesión y sumisión como formas de expropiación (uno de los hombres que lo golpea le pide que diga cuál es la mejor generación de esa Escuela). Al mismo tiempo, la disolución de la culpa entre la masa y su consecuente impunidad, dan cuenta de cómo la institucionalidad policial avala y fomenta la violencia, escondiendo el odio patriarcal hacia la diferencia.

-¿Qué tipo de daño psicológico puede acarrear para una persona LGBT ser sometida a esa tortura? 

-Las consecuencias de la discriminación, violencia sexual y tortura pueden ser múltiples y extensamente variadas en intensidad y gravedad. Van desde sindromes de estrés postraumático y agudo, trastornos psicosomáticos, asilamiento social, dificultades para dormir, suicidio, trastornos por abuso de sustancias, conductas autodestructivas, aparición de brotes psicóticos, entre otros. Eso también puede mermar las relaciones afectivas y familiares. En relación a la tortura, las consecuencias pueden llevar a la necesidad de hospitalización psiquiátrica o conllevar largos procesos de reparación. 

Es importante tomar en consideración que las personas LGBTIQA+ experimentan con mayor cercanía y periodicidad situaciones discriminatorias y violentas. Se podría señalar que están más propenses a desarrollar alguna de estas afecciones. La construcción identitaria podría verse afectada fuertemente por la presencia de un entorno discriminatorio, generando una mayor “fobia internalizada” y un “estrés de minoría” constante que podría influir en la aparición de síntomas depresivos y ansiosos. Muchas de las expresiones usadas en ese video no se alejan de la realidad de muchos colegios y hogares en los que discursos de connotación homofóbica son parte de la cotidianidad

Dolor y coerción, anonimato e impunidad

-En redes sociales, algunas personas comentan que no se trató de un ataque o tortura sino que es una práctica “normal” en el Ejército. Pero es claramente una forma de normalizar la violencia. ¿Qué opinas?

-Efectivamente, es normalizar la violencia aunque también me parece que son formas y códigos que se repiten en la historia. Queda muy claro que saben cómo utilizar el dolor y la coerción para imponer ideas ante la fragilidad de la propia masculinidad que se escuda de la violencia y los privilegios para actuar en absoluto anonimato e impunidad, usando la confesión como expropiación para poner fin a la tortura. Algo que me lleva a recordar al cristianismo y las cruzadas, junto a la burla y ridiculización de las identidades, sobre todo de las mujeres. Las risas nerviosas de la víctima me llevan a pensar en la función del ocultamiento, para matizar, poner cobertura y evitar el castigo patriarcal, que es inevitable, desencadenando el miedo al prejuicio, el estigma y el rechazo a sí misme. También evidencia la militarización y la disciplina jerárquica para imponer la verdad y el respeto. Me parece que la escena no dista de prácticas cotidianas en muchos hogares y de nuestra historia, y eso es justamente lo más preocupante.

“Las disidencias y diversidades encarnan el estigma social día a día”

-¿Te ha tocado conocer de cerca casos similares a ese? 

-Casos así de graves no. Pero las disidencias y diversidades encarnan y viven el estigma social, la discriminación y el silencio día a día.

¿Cómo se puede guiar a víctimas que han vivido una situación como esa pero que no se atreven a denunciar o buscar ayuda psicológica?

-En relación a las víctimas de la violencia de género, sexual y tortura, se presentan matices en la intervención. Y existen programas de reparación en torno a eso. Sin embargo, la impunidad policial y el estigma social impiden que estos casos sean visibles o que lleguen a condenas efectivas. Resueno demasiado con la consideración de que estos asuntos suelen ser “privados” de cada familia, por lo que no se denuncian. Y en respuesta, la misma comunidad LGBTIAQ+ busca poder brindar espacios de contención, reparación y generación de la memoria a modo de resistir y contribuir a subsanar las heridas de este sistema. 

Sobre las orientaciones psicológicas más especializadas, estas requieren de un arduo trabajo de reconocimiento y cuestionamiento de la posición de la víctima, así como de una resignificación de las experiencias traumáticas y del sentido de la misma. El trabajo psicoterapéutico permite ir a mirar nuevas formas de construir(se) fuera de la idea de patología, y esta concepción permite acercar la conversación terapéutica a quienes son más reacios. A su vez, es interesante ampliar esta mirada a una que considere a la salud mental como herramienta de protección y reparación de la violencia, en particular hacia la comunidad LGBTIAQ+. 

Creo que facilitar y crear espacios de escucha fraternos y cercanos. Para quienes hayan pasado por situaciones similares es una alternativa que permite hacer más consciente las heridas de estos eventos y en consecuencia, ir sanando.

Fuente: Agencia Presentes, Diario El Diverso.

#Mexico| Desaparecides LGBT+ en México: hace dos meses buscan a Tere Cox y Nora Pacheco

Teresa Cox (25) y Nora Pachecho (23), dos mujeres lesbianas de Tijuana, Baja California están desaparecidas desde la madrugada del 25 de agosto de 2020. La ciudadanía tijuanense y colectivos de familias de desaparecides se han solidarizado con las madres y familiares de las jóvenes para dar con su paradero. En México 35 personas LGBT+ están desaparecidas, de acuerdo al registro del Centro de Apoyo a las Identidades Trans (CAIT). 

La madrugada de su desaparición salieron juntas a la una de la mañana salieron de su apartamento ubicado en la colonia Castillo, dentro de la zona centro de Tijuana, en el límite fronterizo. Se desconoce cómo vestían y el rumbo que tomaron. 

“Solo se sabe que ellas salen. Pero no sabemos a dónde. No avisan a nadie. No le dicen ni al guardia de seguridad, ni al papá de las niñas. Nomás salen de la casa sin rumbo conocido. Por eso ha sido muy difícil la investigación para la Fiscalía porque no hay indicios, ellas son mujeres de trabajo y de casa”, cuenta Karla Cox, madre de Tere, en entrevista con Presentes.

Tere y Nora llevan año y medio de relación de pareja y dos de conocerse. Nora es madre de dos niñas. La noche de su desaparición, sus hijas se encontraban con su papá. 

Amistades de la pareja y la señora Cox desconocen si Tere y Nora vivieron alguna vez una situación de discriminación o violencia por vivir en pareja. 

“Nunca me dijeron de ser molestadas por su sexualidad. Y si fue así, si en algún momento fueron molestadas tal vez no me dijeron para no mortificarme”, agregó la señora Cox. 

Hasta agosto de este año, 421 personas fueron desaparecidas en Baja California, según cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública. La mayoría de las desapariciones de mujeres se da en aquellas que están entre los 18 y 25 años, de acuerdo al Movimiento Estatal por los Desaparecidos. 

Conservadurismo y violencia 

Baja California es, desde 2019, el estado más violento de México, esto según el informe 2020 del Índice de Paz México (IPM) elaborado por el Instituto para la Economía y la Paz (IEP). A su vez, Tijuana representa la ciudad más violenta de la entidad y del país. El informe atribuye el “recrudecimiento” de la violencia en ese estado a la presencia de los cárteles y “la disputa por el control de las rutas clave de tráfico de droga hacia Estados Unidos se ha concentrado en Tijuana”. 

Actualmente Baja California es gobernado por Morena en alianza con el Partido Encuentro Social (PES), un partido político integrado por cristianos-evangélicos.

“Aquí hay un conservadurismo político muy fuerte. Hablamos de que las mujeres lesbianas somos invisibilizadas como mujeres y negadas como lesbianas. Y las violencias van desde la mofa tonta, la intimidación con las miradas, amenazas hasta los lesbofeminicidios, que no son reconocidos ni como feminicidios ni como crímenes de lesbodio. Cuando se exige justicia si bien va, la familia irá con la bandera de frente para representar quién eres. Y un caso es el de estas chicas (Tere y Nora). Salen a la calle sin negar quiénes son sus hijas, con ese amor que demuestran por ellas y que eso tendría que ser lo común”, comentó Sara Islas, integrante de la colectiva lesbofeminsita tijuanense Lavanda Clit a Presentes.

¿Quiénes son Tere y Nora?

“Mi hija es poeta, le encanta escribir. Nora cocina riquísimo, es una mujer muy linda, muy de su casa, muy de sus hijas. Su pasatiempo favorito es la playa, allá salían mucho. Mi hija enamoró a Nora con su romanticismo. Es un amor, mi hija. Es lo que yo puedo decir. No es porque sea mi hija pero las que la conocen saben y por eso las redes sociales están bombardeadas de su foto. No nos esperábamos algo así. Su vida que llevaban era esa: trabajo, casa, romanticismo, enamoradas”, así recuerda Karla Cox a su hija y a su nuera.

Cuando la señora Cox habla de la relación de Teresita, como le dice a su hija, y de Nora, se le dibuja una sonrisa en el rostro. 

Ni ella, ni el entorno cercano a “sus hijas” tienen prejuicio con que mantengan una relación de pareja, ni de que Tere sea lesbiana. 

“Poquito antes de esta tragedia yo le dije a mi hija que cómo se sentía ya con una relación formal de pareja, ella me dijo: Estoy feliz, mamá. Mi mujer me hace sentir muy feliz. Eso, eso es suficiente para mí, le dije”. 

Dos meses sin pistas 

A más de dos meses de la desaparición de Tere Cox y Nora Pacheco no hay pistas. “Las dos madres no hemos recibido llamadas. Ni de nuestras hijas, ni de nadie”, apunta Karla Cox.

Con la desesperación de no saber dónde están, las familias usaron las redes sociales para circular la foto de la pareja, y de ser vistas, se comunicaran. Luego de recibir una llamada de extorsión decidieron levantar una denuncia por desaparición ante las autoridades. 

“Lo primero que hice el 25 (de agosto) fue llamar al trabajo (de Tere). Me dicen que no fue a trabajar y es que Tere es una muchacha muy responsable y entonces sentí en mi corazón que algo pasó. Lo primero que se me ocurre es llamar al 911 y me sugieren descartar hospitales y cárceles, y lo miré lógico. Ese día mi familia y yo recorrimos los hospitales y cárceles hasta el día 26. No estaban en ninguno”, la señora Cox describe así los primeros momentos de búsqueda de su hija y su nuera.

El 28 de agosto la señora Karla Cox levantó la denuncia por desaparición de Teresa Cox y Nora Pacheco en el Centro de Apoyo de Personas Extraviadas o Ausentes (CEPEA) que depende de la Fiscalía General del Estado de Baja California. Hasta el lunes 31 de agosto las autoridades iniciaron la búsqueda, según relata la señora Cox.

“Las veces que he ido a la Fiscalía siempre se me atiende. Yo veo que tienen interés por encontrarlas. Ha sido como un boom, está desconcertada la sociedad, está impactada la gente en Tijuana porque comúnmente relacionan las desapariciones con el narcotráfico y en este caso no es así”, agrega.

A la fecha ningún familiar de la pareja desaparecida ha recibido acompañamiento psicológico por parte de la Fiscalía. El presidente e integrantes del Colectivo Todos Somos Erick Carillo han brindado apoyo compañía a la señora Cox en este camino de búsqueda.

Acompañar la búsqueda

“Yo no sabía ni qué era un colectivo de personas desaparecidas porque nunca pensé que me pasaría a mí, a mi familia, a mis hijas (Tere y Nora)”. 

El Colectivo Todos Somos Erick Carillo generó una ficha de búsqueda para Tere y Nora con un número telefónico seguro que no genera extorsión desde el 26 de agosto. Desde ese día acompañan a Karla Cox.

En colectivo recorren la ciudad y la zona metropolitana de Tijuana. Hacen visitas al SEMEFO (Servicio Médico Forense), reparten volantes en los paraderos de las calles y en los puentes peatonales cuelgan lonas con las fotografías de sus hijas e hijos desaparecidos. 

“Ellos me ayudan a entender este proceso, me ayudan a saber qué hacer como familiar. Estar con el colectivo, mirarlos, a pesar de que sus hijos tienen meses y años (desaparecidos), están fuertes, están ahí. Eso me ha motivado porque sí ellos pueden yo puedo. Ellos sí saben cómo me siento, ellos me comprenden y eso me ayuda psicológicamente. Es un apoyo moral muy grande”, cuenta Karla Cox.

“La comunidad se ha unido aquí lo que usted no se imagina. Han compartido muchísimo la publicación de mis muchachas. Me han ayudado a pegar volantes, flyers por todos lados de la ciudad. Se han unido mucho en la búsqueda de las muchachas”, agrega. 

Buscar cuesta

En México, el trabajo que corresponde a las autoridades mayormente lo hacen las familias. 

Es común ver, sobre todo, a mujeres manifestarse por sus desaparecidas y desaparecidos. Ya sea en las ciudades o recorriendo los cerros con pico y pala para escarbar la tierra con tal de encontrar a sus familiares o a otras personas desaparecidas. 

Karla Cox se define como una mujer “no religiosa pero de mucha fé y pocos recursos”. Ha caminado bajo el sol hasta por 15 horas, ha perdido la cuenta de cuántos volantes ha repartido y de cuánto dinero ha invertido en copias e impresiones de lonas. Su cotidianidad está afectada. 

Silencio. “El día que caí en cuenta se me destrozó el corazón. Me han hecho mucha falta, me ha puesto muy triste. Mi vida ha cambiado completamente. Solo pienso en buscarlas, en pegar volantes, en caminar. Y cuando no lo he hecho un día, siento que no hice nada y no duermo tranquila. Así pongo mi granito de arena para encontrarlas. Hago mucha oración y pido que me dé sano juicio para no entrar en locura. No sé cómo comportarme, no sé si puedo reír. Pero a veces caigo en desesperación, lloro”. 

“El muchacho (padre de las hijas de Nora) está devastado. Y mis nietas, las chatitas, me duele verlas tan tristes y ocupan (necesitan) a su mamá. Empiezan a extrañar, miran el folletito de su mamá y preguntan si las están buscando”, dice Karla Cox con voz entrecortada. 

El proceso de búsqueda de personas desaparecidas en México implica inversiones altas por parte de las familias que buscan, donde además de dinero, involucran su tiempo, sus afectos, su salud y su vida en el camino por encontrarles. 

No hay cifras oficiales sobre desaperecides LGBT+

En México no existen cifras oficiales sobre violencia contra la población LGBT. Cuando se trata del crimen de desaparición  “hay un subregistro, hay miedo a denunciar. No hay elementos por parte del Estado, una garantía de una búsqueda exhaustiva”, señala para Presentes, Rocío Suárez, coordinadora del Centro de Apoyo a las Identidades Trans (CAIT).

En 2017 Rocío recibió información sobre Mario Antonio de la Cruz, un joven gay de 16 años desaparecido en Cancún. Desde entonces da seguimiento al caso y comenzó a documentar la desaparición de personas LGBT+ en el país. 

En México hay 35 personas LGBT+ desaparecidas registradas. La mayoría son mujeres trans, sin embargo, el CAIT tiene registro de la desaparición de tres mujeres lesbianas. Dos fueron localizadas en 2017 y en julio de este 2020 en Tijuana, Jennifer Valeria Tamayo fue desaparecida y se desconoce si ya fue localizada.

“Hay muchos casos de desaparición que quedan invisibilizados. Generalmente se habla de desapariciones de personas que viven en los centros urbanos, pero no de desaparición de población indígena, o de personas que viven en zonas rurales y no se visibilizan. Y es que las personas LGBT también valen y deberían de generarse estos mecanismos de búsqueda. Intercambiar fichas con organizaciones que no son precisamente LGBT, lo que nos une al final es el llamado por la localización de las desaparecidas, los desaparecidos, les desaparecides. Creo que es importante esta parte, hasta encontrarles: a todos, a todas, a todes”, advierte Rocío.

¿Qué hacer ante una desaparición?

Rocío cree que en el tema de desaparición de personas LGTB no genera la suficiente atención y tampoco alerta a las poblaciones LGBT del país. “Es importante generar difusión y que conozcamos nuestros derechos, y los derechos que tienen nuestras familias, amistades cuando hay un caso de desaparición. Hay mucho desconocimiento de cómo generar una tarjeta informativa de búsqueda, de a qué instituciones acudir”, señala. 

Entonces, qué es importante tener presente ante una desaparición. Rocío recomienda no perder de vista:

  1. Es un mito esperar 72 horas para reportar la desaparición de alguien. “Desde el momento que se desconoce el paradero de alguien se puede levantar una denuncia”. 
  2. Si eres amistad de la víctima de desaparición puedes enfrentarte a la reticencia de las autoridades al momento de buscar denunciar. “Las Fiscalías tienen que trabajar en eso, es lo mismo que ocurre en los transfeminicidios donde la autoridad no permite el seguimiento a la investigación de personas que no son familiares directos de las víctimas”. 
  3. Es importante identificar y tratar de reconstruir los últimos momentos. “Saber qué ruta tomó, cuál fue el trayecto, identificar a las personas que pudieron estar cerca de la víctima previo a su desaparición”.
  4. Identificar cámaras de seguridad. “Presionar a la Fiscalía para que puedan recuperar grabaciones y evidencias de cámaras públicas y privadas”.
  5. Generar búsquedas pensando en encontrarles con vida. “Lo que muchos colectivos plantean es recabar los elementos de reconstrucción de hecho, generar líneas de investigación y no solo que las Fiscalías se dediquen a buscar fosas”.

Fuente: Agencia Presentes, Diario El Diverso.

#Ecuador|Sangolquí: víctimas de transexuales pagaban o ‘marchaban’

Las fotos de hombres decapitados reemplazaron a las de personas desnudas, y las frases seductoras ahora eran amenazas de muerte para exigir dinero. Esa era, al parecer, otra forma de extorsión que tenía la banda de mujeres transexuales acusadas de haber violado a un chico en Sangolquí, cantón Rumiñahui, al sur de Quito.

Así lo revelaron las investigaciones de la Policía Judicial, subzona Pichincha, tras la detención de tres chicas transexuales y un hombre, por el delito de abuso sexual. Ellos ofrecían encuentros íntimos a través de una página de Internet y se pautaba una cita en una casa.

Según las pericias, si alguien preguntaba sobre los servicios -en chats privados- inmediatamente era intimidado. Las personas que mandaban los mensajes se hacían pasar por miembros de carteles mexicanos y sicarios.

“No quiero involucrar a su familia en esto. Así que dígame si quiere que resolvamos esto por las buenas o por las malas”, escribían. Cuando el cliente respondía le pedían que hiciera un depósito de 800 dólares. De lo contrario, enviaban fotos de armas y le decían que estaban listos para matarlo.

WhatsApp Image 2020-10-27 at 09.31.11
Los mensajes estaban con fotos de armas.CORTESÍA

Otros implicados

Pero los aprehendidos en Sangolquí habrían tenido la colaboración de otros dos hombres que se encargaban de llamar o mandar los mensajes amenazantes, detalló Julio Pillajo, teniente de la PJ. “Ellos son las parejas sentimentales de las mujeres transexuales”. Aunque ambos todavía no han sido detenidos.

Sin embargo, la banda estaría integrada por más personas. El agente indicó que durante el allanamiento a la vivienda, donde se produjo la violación, se hallaron recibos de depósitos y pertenecen a cerca de 25 individuos. “Se está trabajando para vincularlos en este caso”.

Nadie sabe nada

Luego de agarrar a los primeros sospechosos, los agentes de la PJ se enteraron que las extorsiones ocurrieron por poco más de un año. “Vinieron de Riobamba, estuvieron por Cayambe, donde también tuvimos denuncias y finalmente llegaron a Sangolquí. Se quedaban entre dos y tres meses en cada lugar”.

En esta última ciudad, las chicas trans y sus cómplices arrendaron un departamento del segundo piso de una casa de la calle Colombia, y taparon las ventanas con cortinas negras, aproximadamente ocho días antes de la captura.https://view.genial.ly/5f989bfe732f9a0d37315f8d

Tal vez por eso los vecinos dijeron que nunca vieron nada ni siquiera oyeron algún grito que los delatara. “Se armó el escándalo cuando vino la Policía”, contaron los comerciantes que tienen sus negocios frente a ese inmueble.

“No nos afecta, pero tampoco hay que generalizar”

Diane Rodríguez, directora de la Asociación Silueta X, comentó al respecto que este tipo de actos tienen que sancionarse y no importa si los cometieron personas de la comunidad GLBTIQ. “Tenemos derechos y obligaciones y si alguien cometió un delito debe pagar con cárcel”.

Pese a que es una historia que no los afecta, Rodríguez acotó que este tipo de situaciones no tienen que ser una excusa para generalizarlos. “Es como si un hombre asesinara a una mujer y dijéramos que todos los hombres son femicidas. Son conceptos que no los usamos”.

Fuente: Diario Extra, Diario El Diverso.

#Chile| Torturaron y asesinaron a un joven gay : denuncian “ola de crímenes de odio” en Chile

Miguel Arenas Rodríguez fue encontrado sin vida el 25 de octubre en la mañana en su casa, a pocas horas de que arrancara la histórica jornada por el plebiscito constitucional en Chile. Miguel era gay, tenía 36 años y según la información que manejan varias organizaciones lgbt, tenía signos de tortura.

Era peluquero y atendía clientes desde su casa, en la Villa San Andrés de Esmeralda, en Colina. Hasta el cierre de esta nota las autoridades no se habían pronunciado sobre el caso, pero desde el activismo sospechan que se trató de un crimen de odio. El Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) presentó una denuncia ante la Fiscalía e informó que asesorarán a la familia de la víctima para presentar una querella.

“Estamos profundamente preocupados por este asesinato, que eventualmente podría ser un nuevo crimen de odio. Hemos solicitado a la Fiscalía que investigue las causas del crimen (…) y tuvimos una respuesta satisfactoria, pues los antecedentes que reportamos ya fueron derivados a la Unidad de Derechos Humanos de la Fiscalía Regional Metropolitana Norte”, dijo Óscar Rementería, vocero del Movilh, en un comunicado.

De acuerdo a la información que maneja el Movilh, Miguel estaba amarrado de pies y manos. “Se cree que pudo ser violado. En su boca tenía un palo (…) y un objeto con el que fue asfixiado”, dijo Rementería. También mencionó un detalle que cree puede guiar la investigación: en su casa estaban todas sus pertenencias, menos su celular y sus documentos de identidad.

Carlos Fernández, amigo de la víctima, también cree que hay un componente homofóbico por la forma en que lo asesinaron. “Su familia está destrozada por esta situación y a la espera de la respuesta de la Fiscalía. Pedimos justicia para nuestro amigo, pero también que nuestros derechos se hagan más fuertes”, dijo a Presentes.

Aprovechando el espacio televisivo que les da el Estado en el marco de la campaña por el plebiscito para una nueva Constitución, partidos políticos de derecha y grupos religiosos hacen propaganda anti-LGBT.

Sus amigos y familiares emprendieron una campaña digital con la etiqueta #JusticiaParaMiguelArenas. Para este martes a la noche están convocando una velatón en la Plaza de Colina, en el barrio donde Miguel vivía.

En el mundo del activismo hay mucha preocupación por la ola de violencia que viene creciendo con fuerza en el país. En las últimas semanas, se han registrado al menos cuatro ataques a miembros de la comunidad y un asesinato a dos activistas gay.

Airam Fernández, desde Santiago de Chile El viernes por la tarde la Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones…

“Esperamos la mayor sensibilidad de la Fiscalía para considerar esta hipótesis (la del crimen de odio) en todas las investigaciones que curse, pues de comprobarse, aplica el agravante de la Ley Zamudio”, dijo Rementería.

Fuente: Agencia Presentes, Diario El Diverso.

#Mexico| I de Intersex: la afirmación de mi cuerpo e identidad

Nací en la década de 1980 en un hospital privado en la Ciudad de México. Al nacer el médico anunció que era una niña sana, pero unos instantes después, para sorpresa de mis padres, informaron que en realidad no estaban seguros si yo era un niño o una niña. Presentaba diferencias genitales o “genitales ambiguos”.

Los médicos dijeron a mis padres que me tendrían que realizar un estudio de sangre para determinar mis cromosomas y así poder asignarme un sexo. El resultado fue XX, se me asignó como niña y después de varias pruebas me diagnosticaron con Hiperplasia Suprarrenal Congénita (HSC) no perdedora de sal.

“La revolución intersex será íntima, social y política”

Entrevista a la activista intersex M, la voz protagonista del documental francés Ni d´Eve, ni d´Adam, une historie intersexe, ganador del premio DOK del Zinegoak 2019, el Festival Internacional de Cine y Artes Escénicas Gaylesbitrans de Bilbao, y mención especial del Premio de Diversidad y Derechos Humanos.

En mi caso nací con un clítoris más grande de lo considerado “normal” para una mujer y con un conducto urogenital, es decir, mi uretra y vagina desembocan en un mismo sitio.

Hasta el día de hoy me siento agradecida de que los médicos, en ese entonces, no ofrecieran a mis padres la opción de la cirugía genital “feminizante”. Ese es un procedimiento médicamente innecesario que comúnmente se practica a bebés y niñas pequeñas que, como yo, nacen con diferencias genitales o genitales “ambiguos”. Durante la cirugía se recorta el clítoris para reducir su tamaño y se crea un conducto vaginal que pueda permitir la penetración. Las personas que fueron sometidas a estos procedimientos los han denunciado como violaciones a la integridad corporal y a la libre autodeterminación, y como Mutilación Genital Intersexual ante organismos de derechos humanos de diferentes partes del mundo.

El médico hablaba de mi cuerpo como enfermedad

A partir del diagnóstico tuve que atravesar exámenes de sangre dos veces al año, y me llevaban con un endocrinólogo, quien realizaba un examen físico en el que tocaba mis genitales y revisaba como me iba desarrollando. Esas revisiones genitales son realizadas a todas las personas con cuerpos similares al mío, y en todo el mundo se ha denunciado que su frecuencia es innecesaria, en mi caso  tuve que atravesar por ellas desde que era una bebé hasta aproximadamente los 12 años, dos veces por año. Ese tipo de experiencias eran muy complicadas, para mí era muy difícil estar ahí, desnudarme frente al médico y que este me tocara el cuerpo y los genitales, mientras debía responder extrañas preguntas que me hacía: “¿sientes algo?” o “¿te duele si hago esto?” ¿Qué se supone que debe contestar una niña de 5 o 6 años a esas preguntas?

Durante esas consultas, mi madre solía estar presente, eso me daba seguridad pero también me causaba un gran conflicto puesto que con su presencia avalaba esas revisiones que tanto me incomodaba.

Siempre sentí que algo no estaba bien, me daban miedo y me hacían sentir indefensa y vulnerable. El médico hablaba de mi cuerpo utilizando palabras como: enfermedad, hipertrofia, extraño, inusual, corrección, anormalidad, virilización, todo ello mientras me tocaba. En ese entonces yo era muy pequeña para entenderlo todo, pero con el tiempo la frecuencia de las revisiones y las palabras utilizadas me fueron lastimando, me hice cada vez más reservada y se instaló una sensación de tristeza y de que algo estaba “mal” conmigo, solo que no estaba segura de qué era exactamente.

Qué es ser intersex: conceptos para derrumbar mitos y prejuicios

En el Día Internacional de la Visibilidad Intersex publicamos una serie de definiciones, datos y aclaraciones que Mauro Cabral -activista…

Una cirugía “para poder tener relaciones sexuales”

Cuando tenía 8 años, me llevaron con otro médico en un hospital público de especialidades o de tercer nivel en la Ciudad de México. La visita fue para valorar la posibilidad de una cirugía genital. Fuimos a ese hospital, y lo único que me dijo mi mamá es que me revisarían “como lo hacía el otro doctor” —es decir, una revisión genital—.

Yo me enojé mucho, no quería que nadie más me viera, le dije que no quería ir, pero me forzaron a ir y me forzaron a que me revisaran y tocaran mis genitales, ahora tres médicos al mismo tiempo. Fue una experiencia bastante traumática y frustrante. Finalmente, los médicos dijeron a mi mamá que sí necesitaría una cirugía genital para que “pudiera tener relaciones sexuales”, pero que lo mejor era realizarla cuando fuera mayor, y debía llevarse a cabo “tres meses antes de que me casara con mi esposo”, ¡tenía 8 años! ¡¿de qué esposo hablaban?!, ¿por qué era que pensaban que las relaciones sexuales solo se dan dentro del matrimonio?, nunca he compartido la idea de que el único camino para disfrutar de un cuerpo como el mío es entrar en el molde heterosexual del matrimonio y la penetración vaginal.

Descubrí qué era exactamente el motivo de esas horribles revisiones genitales cuando en la escuela secundaria pusieron dos ilustraciones, una era de los genitales masculinos y otra de los femeninos, al verlas inmediatamente noté que mis genitales no se parecían a ninguna de las ilustraciones: “¡estoy deforme! —pensé con angustia— me quedé en estado de shock, nadie me había hablado de esto.

Un día que mi mamá estaba trabajando, me puse a buscar por toda mi casa algún documento médico que arrojara algo de luz sobre lo que sucedía conmigo, sobre por qué era tan diferente a las demás personas. Finalmente encontré un folder lleno de documentos médicos, y en ellos leí por primera vez “pseudo-hermafroditismo femenino” e “hiperplasia suprarrenal congénita”, no me sorprendió del todo encontrar esas palabras, de alguna manera me hacían sentido, y finalmente sentía que estaba cerca de dar respuesta a esas dudas que me habían perseguido por gran parte de mi vida.

LGBTIntersexual: Qué significa ser una persona intersex

El 26 de octubre es el Día Mundial de la Visibilidad Intersexual, en conmemoración de la primera manifestación pública de personas intersex. Fue en 1996 en la ciudad de Boston, Estados Unidos, para reclamar por los derechos sobre sus cuerpos y contra las mutilaciones al nacer. El término intersex expresa  una amplia gama de variaciones naturales del cuerpo.

El camino al activismo

Comencé a investigar más sobre ese nuevo término “intersexual” y a devorar todo lo que encontraba sobre el tema y, con el tiempo, empecé a valorar más mi cuerpo y sus características. También encontré un video en el que aparecía una chica intersexual mexicana con una condición similar a la mía, fui capaz de contactarla y charlar con ella por chat, fue alguien que me ayudó mucho a resignificar mi cuerpo, y, por tanto, mi vida. Gracias a toda esta información, poco a poco fui sanando los sentimientos negativos que tenía hacia mi cuerpo y sus características.

Con el tiempo fundé un proyecto para ayudar a otras personas que habían nacido con cuerpos como el mío, y finalmente, el 27 de octubre de 2013 —un día después del Día de la Visibilidad Intersexual— empezó la historia del proyecto Brújula Intersexual. Primero fue una página de Facebook en la que compartía la información que a mí me había ayudado a sanar y algunas traducciones al español de importantes artículos en inglés escritos por activistas y personas intersexuales.

Entonces empezó a ocurrir: las personas que se identificaban con las experiencias e información que compartía comenzaron a acercarse, yo hablaba con ellas y les brindaba información y apoyo emocional. Conocí a muchas personas como yo, con historias muy duras también, quienes vivieron situaciones igual de complejas o más difíciles, platicaba con ellas y les apoyaba como podía. Con el tiempo, abrí una página web, en la que compartía las traducciones al español que hacía, videos, y mi propia historia personal; alenté a que otras personas también compartieran sus historias y el proyecto fue creciendo cada vez más con el apoyo de muchas personas que se fueron sumaron.

Cis/Trans: algunas consideraciones lingüísticas

Por Teresa Maldonado/Pikara Magazine* Ilustración: Sra. Milton  A raíz del artículo sobre la libertad de expresión y el lenguaje del odio publicado…

Mi vida ahora tiene un propósito, y es ayudar a que otras personas intersexuales y sus familias no se sientan tan solas como un día yo me sentí, ni que se sigan violando los derechos humanos más básicos de los bebés, niños y niñas intersexuales, así que he creado y sostenido la Brújula Intersexual que me marcó el rumbo a una vida más satisfactoria, para que también sirva a cada persona que se sienta perdida y sola, para que pueda encontrarnos, y encontrar así, la fuerza para seguir adelante y superar la adversidad.

Sé que no puedo cambiar EL mundo, pero sí puedo hacer un esfuerzo para orientar a algunas personas a que cambien SU mundo, porque el cambio no viene de afuera hacia adentro, sino de adentro hacia fuera. Y creo que el mayor bienestar en la vida viene de lo que nosotras como personas aportamos al mundo, no de lo que tomamos de él. Y eso intento hacer, quiero irme de este mundo sabiendo que hice lo que pude para poner mi granito de arena. Posiblemente si no hubiera vivido todo esto, llevaría una vida bastante diferente, bastante más común, pero no siempre lo común es lo mejor.

Fuente: Agencia Presentes, Diario El Diverso.

#Ecuador| Joven fue violado por transexuales y lo dejaron ‘chiro’

El infierno vivió un chico, de 23 años, en un departamento de Sangolquí, en el cantón Rumiñahui, al sur de Quito. Él creyó que tendría un encuentro con una trabajadora sexual, pero en realidad aparecieron tres mujeres trans que lo habrían violado.

Para llegar a ese lugar, la víctima ingresó a una página de Internet en la que se ofertan servicios sexuales. “Se da un clic sobre la fotografía y automáticamente se dirigía a un chat”, explicó Julio Pillajo, teniente de la Policía Judicial (PJ) subzona Pichincha, quien indagó el caso.

El joven conversó con una mujer y concretaron una cita en el domicilio, ubicado en el centro de Sangolquí, el pasado 22 de octubre. El muchacho entró, pero quien lo recibió fue una chica transexual, por lo que inmediatamente quiso salir del lugar, acotó el agente.

Pillajo detalló que en ese momento apareció un hombre junto con dos mujeres trans. Lo habrían amenazado con cuchillos y empezaron a desvestirlo para ultrajarlo con los dedos.

No solo eso. Los implicados grabaron la agresión sexual a la víctima que no podía hacer nada. “Si no quieres que esto se publique en redes sociales, tienes que darnos plata”, le habrían exigido al joven.

Sin dejar de amenazarlo, le obligaron a que les hiciera transferencias bancarias, según las pericias. Fueron cinco: una de 50, otra de 200, una de 100 y dos de 600 dólares.

El muchacho salió de esa casa con la esperanza de que, al menos, no se haría público el video. Pero no quedó ahí. Al siguiente día, los tipos lo llamaron nuevamente para pedirle otros 700 dólares, de lo contrario publicarían las imágenes.

TRANSVIOLACIONES2
Los agentes de la Policía Judicial entraron a una casa de Sangolquí, en el cantón Rumiñahui.CAPTURA DE VIDEO

incursión y detención

“Luego de que lo llamaron, el joven vino donde nosotros (Policía) a denunciar”, contó Pillajo, quien junto con su equipo organizó un allanamiento en dicha vivienda.

Los integrantes de la PJ ingresaron al inmueble y hallaron a Bryan Cárdenas, José Álvarez, Catalina Barzola y David Ilaquize, detenidos para investigaciones.

WhatsApp Image 2020-10-24 at 20.30.18
Estas son las evidencias que encontraron los investigadores.CORTESÍA

Los uniformados supieron que el grupo buscaba una casa de arriendo para hacer los encuentros sexuales. Se quedaban dos meses -o más- y luego cambiaban de lugar.

Los aprehendidos habrían filmado a sus ‘clientes’ para luego estafarlos. Los perjudicados accedían porque, según Pillajo, la mayoría de ellos son casados y no querían que supieran sus familias.

Y como evidencias hallaron teléfonos celulares en los que estaban almacenados una gran cantidad de videos. Las imágenes serían similares a las del chico que se atrevió a denunciar la violación.

“Hallamos dinero en efectivo, juguetes sexuales y también certificados de depósitos”, según el oficial. Ahora, los cuatro están en prisión mientras duren las pericias.

Fuente: Diario Extra, Diario El Diverso.

#Mundo| Qué es ser intersex: conceptos para derrumbar mitos y prejuicios

En el Día Internacional de la Visibilidad Intersex publicamos una serie de definiciones, datos y aclaraciones que Mauro Cabral -activista intersex y trans, director de GATE e integrante de Justicia Intersex*- compartió en sus redes sociales sobre la intersexualidad.

1- Las personas intersex son quienes nacimos con cuerpos cuyas características sexuales varían respecto de las que se consideran promedio, típicas y *la norma*.  Hay muchas formas distintas de ser intersex.

2- Las personas intersex tenemos todo tipo de identidad de género. Nacer con un cuerpo intersex no significa no tener identidad de género, o tener un tercer género, o ser una persona no binaria. Significa haber nacido con un cuerpo que varía respecto del promedio femenino o masculino.

 3- No todos los cuerpos intersex son *visibles* como tales desde el momento del nacimiento. Muchas veces sí, pero otras muchas veces no.

4- La mejor manera de empezar a hablar de cuerpos intersex en la infancia y la niñez es empezar por la diversidad corporal. Por ejemplo, mostrar que las personas tienen pelo de colores distintos -y algunas no tienen pelo; mostrar que muchas chicas usan el pelo largo, pero otras lo usan corto, y muchos chicos lo usan corto, pero otros lo usan largo. Por supuesto, está bueno hablar de genitales (e.g., muchas chicas tienen vulva, algunas chicas tienen pene) y de prácticas que los involucran (e.g., muchos chicos mean parados, otros chicos mean sentados), lo cierto es que los genitales se ven con menos frecuencia, y está bueno compartir experiencias del mirar y reconocer, que abran espacio al registro de la diversidad corporal de una manera directa y sin misterio.

5- No se trata de esperar a que la persona intersex diga qué es para operarla. Una persona intersex puede decir “soy una chica” y eso no significa que entonces esté bien cortarle el clítoris si es “muy largo” o hacerle una vagina. O puede decir “soy un chico” y eso no significa que esté bien operarle el pene para corregirle la forma que tiene. No importa cuál sea la identidad de género de la persona, incluso si no tiene identidad de género o si tiene varias. Lo *único* que importa es que la persona *quiera* operarse entendiendo cuáles son los riesgos y ventajas del procedimiento.

6- Sobre el término “hermafodrita”: no existen personas con *los genitales de ambos sexos*; esa es la representación mítica y artística, pero no es real.

Para la medicina las personas hermafroditas son aquellas que tienen tejido testicular y ovárico (por ejemplo, ovotestes); eso es así porque la clasificación hermafroditas/pseudohermafroditas fue creada en un momento en el que *la* explicación de la identidad de las personas estaba en las gónadas. Mujeres eran quienes tenían ovarios, hombres quienes tenían testículos, hermafroditas quienes combinaban ambos. Hermafrodita es un término antiguo, con una historia pesada y un impacto muy profundo en la vida de quienes lo encarnamos. Las personas hermafroditas (en el sentido anterior) son personas intersex, pero las personas intersex no son necesariamente hermafroditas. 

Los 5 NO

  1. NO instrumentalizar: la existencia de cuerpos, experiencias y personas intersex NO debe utilizarse para otros fines, por más políticamente correctos que parezcan. Por ejemplo decir, *la existencia de cuerpos intersex nos sirve para probar que el mundo es no binario*, no va.
  2. NO simplificar: la intersexualidad no es un tercer sexo. Es un conjunto de múltiples variaciones de las características sexuales. Por ejemplo, decir *hay hembras, machos e intersexuales*, no va.
  3. NO apropiar: la intersexualidad no es una remera para ponerse porque el violeta y el amarillo te quedan bien. Por ejemplo, decir *tod*s somos intersex* u *hoy me siento intersex*, no va.
  4. NO patologizar: las variaciones corporales intersex no son una patología. Por ejemplo, decir que los géneros no binarios permiten estudiar mejor los cuerpos intersex, no va.
  5. NO invisibilizar: que vos no hables, leas o escuches sobre intersexualidad no quiere decir que nadie más lo esté haciendo. Por ejemplo, decir *nadie dice nada sobre intersexualidad, nunca* realmente no va.

Fuente: Agencia Presentes, Diario El Diverso.

#Mexico| Prohíben “terapias” de conversión sexual en el Estado de México

El 20 de octubre el Congreso del Estado de México aprobó reformas al Código Penal local que prohíbe y sanciona las mal llamadas “terapias de conversión” (ECOSIG). Son prácticas que pretenden corregir la orientación sexual, identidad y expresión de género de las personas. 

La lucha por alcanzar esta prohibición comenzó en 2018. Fue tras un pronunciamiento de integrantes de la organización Fuera del Clóset ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos del Estado de México (CODHEM). Este año se trabajó junto a la diputada Beatriz García Villegas, quien “arropó la iniciativa”. Se dictaminó el 23 de septiembre y se aprobó por el Congreso local este 20 de octubre.

El dictamen que reforma el Código Penal del Estado de México prohíbe y sanciona las “terapias de conversión” como “delitos contra el libre desarrollo de la personalidad y la identidad sexual”. 

La reforma aprobada establece que la persona que someta u obligue a otra ante estas prácticas se le impondrá de uno a tres años de prisión. Además, cuando se atente contra personas menores de edad, personas con discapacidad, adultas mayores o privadas de su libertad las penas podrán aumentar hasta seis años.

Ricardo Torres, presidente de la asociación Fuera del Clóset, dijo a Presentes que la aprobación es un gran paso: “Reconocemos la voluntad política del Congreso en este sentido pero todavía falta mucho por alcanzar exigencias históricas por las que hemos luchado por más de 16 años en el Estado de México”.

El activista comentó que esta prohibición busca defender, sobre todo, a niñas, niños y adolescentes LGBTI mexiquenses.

“Con la prohibición no solo buscamos la penalización sino también trabajar en otras áreas como en la salud pública, en educación sexual integral y dejar en claro que las niñas, niños y adolescentes tienen la facultad de sentirse libres”, agregó.

“Defendernos de la violencia antes que buscar el matrimonio”

El Estado de México es un caso particular dentro del fenómeno de derechos conquistados por les activistas LGBT en el país. 

En esta entidad que rodea a la Ciudad de México no se ha aprobado el matrimonio igualitario ni el derecho a la identidad de género de las personas trans. Sin embargo, el año pasado se logró tipificar en el Código Penal los crímenes de odio por orientación sexual e identidad de género y recientemente las “terapias de conversión”.

En México no hay estadísticas oficiales de cuántas terapias de conversión se realizan al año y solo en la Ciudad de México y Estado de México se prohíben y sancionan estas prácticas.

“Esta prohibición es saldar una deuda con las víctimas y sobrevivientes de ECOSIG’s porque lamentablemente seguimos sabiendo de personas LGBT que se suicidan por la no aceptación de sus círculos más cercanos”, sostuvo Torres.

“Nada que curar” 

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) considera las ECOSIG son prácticas “dañinas, contrarias a la ética, carecen de fundamento científico, son ineficaces y podrían constituir una forma de tortura”. Van desde supuestos tratamientos psicoterapéuticos; internamientos en “clínicas” o campamentos hasta abuso físico y sexual.

Por qué las “terapias de conversión” a LGBT son consideradas tortura

Niños y adolescentes de todo el mundo han sido sometidos a variadas técnicas para “curar” la homosexualidad.

Leer más

La asociación Fuera del Clóset registró y acompañó en 2018 cuatro casos de este tipo de prácticas. Este año documentaron un caso en donde un joven trans fue víctima por parte de su familia y obligado a tomar una terapia con el objetivo de corregir su identidad y expresión de género. 

Las religiones impactan en las terapias

“Mucha gente desestima que si todavía se dan este tipo de terapias. Y lamentablemente respondemos que sí y con mucha más frecuencia de la que podemos imaginar”, señala Ricardo Torres. 

Además, considera que los fundamentalismos religiosos y los prejuicios están permeando en las prácticas profesionales de las personas dedicadas a brindar atención psicológica y que son en estos espacios donde se practican estos métodos que pretenden corregir la sexualidad de las personas. 

Los casos que hemos recibido son de aquellas que se dicen profesionales de la psicología. Recomiendan tratamientos antidepresivos a las personas LGBT o las someten a sesiones intensivas con cortes religiosos o espirituales donde aseguran que en tres meses “curan” a las personas”, comentó Torres. 

Niñeces trans necesitan protección y el Congreso de CDMX se la niega

La propuesta busca una reforma al Código Civil y al Código de Procedimientos Civiles de la Ciudad de México para garantizar el respeto a la identidad de género.

Leer más

Derechos pendientes

Ricardo Torres comentó a Presentes que los siguientes pasos son reformar la ley de salud pública y de educación con el objetivo de mejorar la vida de las personas LGBT. Para reducir las violencias y sensibilizar la sociedad mexiquense y los servidores públicos que, dice, “siguen trabajando bajo líneas de tortura, prohibiendo el libre desarrollo de las personas y violentando los derechos humanos”. 

Este 24 de noviembre activistas trans del Estado de México buscarán que se dictamine en el Congreso una reforma de ley que garantice su derecho a la identidad de género en sus documentos oficiales.

“No es posible que una persona que no se identifica con el género asignado no tenga garantizado por el Estado un documento que avale su identidad. Esperamos que la voluntad política pueda rendir frutos”, señaló el Torres. 

Fuente: Agencia Presentes, Diario El Diverso.