#Mundo| Cómo lidiar con los celos en el poliamor

Uno de los mitos más grandes sobre el poliamor es que no existen los celos. No, corazón, sí existen. Pero también hay formas de lidiar con ellos.

Los celos son una de las emociones humanas más recurrentes. Podemos sentirlos en distintos aspectos: cuando nace algún hermano o hermana menor, cuando alguien es ‘tu rival’ en la escuela o el trabajo, o a través de los ‘celos de pareja’. Estos se caracterizan por la inseguridad que sientes al creer que tu pareja podría sentir amor, deseo o atracción hacia alguien más. Muchas personas piensan que en el poliamor, al ser un esquema de relación entre más de dos personas, los celos no existen. Pero, como en cualquier otra relación, sí los hay. Estas son algunas maneras de lidiar con ellos.

Identifica qué es lo que te genera celos

El primer paso para trabajar con los celos en el poliamor, y en cualquier tipo de relación, es identificar por qué los estás sintiendo. Puedes hacerlo dedicándole un tiempo de meditación, o escribiendo las emociones que sientes hasta llegar al fondo del asunto, el origen de tus celos. Muchas veces, estos surgen por inseguridades que tenemos respecto a nosotros mismos. Pero gracias al universo, las inseguridades se pueden trabajar

Toma terapia

Un buen lugar para trabajar esas inseguridades es la terapia. Tenemos una idea muy extraña y falsa de que la terapia debería ser el último recurso, eso que haces cuando ya de plano estás en el hoyo. Y no, en realidad es el medio que te permitirá, justo, no caer en el hoyo. Así que no descartes la opción. Es más, incluso puedes buscar terapeutas que se enfoquen en relaciones poliamorosas. Así tendrás una orientación más específica para tu tipo de relación.

Hagan acuerdos y pongan límites

Otra forma de lidiar con los celos en el poliamor es siendo claros con los acuerdos y los límites. Si bien tú y tu pareja o parejas van a compartir su cuerpo y/o emociones con otras personas, será una buena idea que definan su relación. ¿Por qué? Porque las infidelidades en una relación poliamorosa también existen. Por supuesto, no se definen como la infidelidad en la monogamia de que una de las parejas se involucró con alguien más.

Las infidelidades en el poliamor son todas aquellas en las que se traicionan los acuerdos en la relación. Por eso será importante que definas con tus parejas cómo va a ser la relación: si solo sexual, también emocional, si hay un límite de personas, si todos deben estar presentes al mismo tiempo. Todas esas cosas que tienen que considerar para evitar sentir celos en su dinámica. 

Desarrolla tu capacidad de compersión

Para entender el concepto de ‘compersión’, debes tomar en cuenta lo siguiente: sí, en el poliamor llega un momento en el que sientes celos. Pero está en tus manos decidir si prefieres quedarte celosx o decides alegrarte porque tu ser o seres amados están siendo felices. La compersión es justo el sentimiento opuesto a los celos y consiste en un estado de empatía donde sientes felicidad de que otra persona sienta felicidad. 

Suena muy bonito y todo, pero no es fácil alcanzar exitosamente la compersión. Eso requiere de mucho trabajo, pero tampoco es imposible. La forma más recurrente de empezar a desarrollar esta capacidad es mediante ‘entrenamientos compersivos’.Estos no garantizarán necesariamente que te ‘vuelvas’ compersivo. Pero sí son una buena alternativa para lidiar con los celos en el poliamor.

Para cada persona, la forma de lidiar con los celos e inseguridades son diferentes. Sin embargo, estas son cuatro formas generales en las que puedes basarte para evitar estas frecuentes emociones en tu relación poliamorosa.

¿Tú de qué otras formas lidias con los celos en el poliamor?

Fuente: Soy Homosensual, Diario El Diverso

Anuncios

#Mundo| 5 formas de combatir la homofobia en tu escuela

Porque debería ser un lugar seguro para todas, todos y todes… te traemos 5 formas en las que puedes combatir la homofobia en tu escuela.

La escuela es el lugar, junto con nuestras casas, donde pasamos la mayor parte de nuestro tiempo. Por eso es tan preocupante que la juventud LGBT+ se enfrente al rechazo y la discriminación en un espacio que debería ser seguro. Brindarte esa seguridad es una tarea que le corresponde a las autoridades de cada centro de enseñanza. Pero también hay cosas que tú como alumnx puedes hacer para combatir la homofobia en tu escuela. Estas son 5 formas en las que puedes empezar.

1. Sé visible como LGBT+

Una forma de combatir la homofobia en tu escuela y en el mundo es recordándole a todas esas personas intolerantes que existimos. Así que podrías empezar por ser visible como una persona LGBT+. Aunque ojo, hay muchos lugares en los que puede ser riesgoso que estés abiertamente fuera del clóset, o podría traerte repercusiones. Más adelante hablaremos sobre cómo evitar eso, pero de momento, si es tu caso, no tienes que necesariamente decir: «Soy LGBT+». Simplemente podrías expresar que estás a favor de la igualdad para la comunidad LGBT+ cuando el tema surja en el salón de clases. 

2. Levanta la voz por tus compañerxs

Sean LGBT+ o no, si ves que alguno de tus compañeros o compañeras están siendo acosados, levanta la voz por ellos. El bullying por homofobia o por cualquier otra razón es algo a lo que le tenemos que poner fin YA. Aclaramos, no estamos diciendo que te lances a los madrazos, pero sí intervén y busca la ayuda de alguna autoridad. 

3. Propón a las autoridades hacer jornadas de sensibilización

Acude con tus profes o los directivos de tu escuela y propón hacer jornadas informativas y de sensibilización con la comunidad LGBT+. Pueden invitar a personas LGBT+ a dar pláticas testimoniales, o a colectivos LGBT+ para que le cuenten a tu escuela las dificultades, abusos y discriminación a los que se enfrenta la comunidad.

También sugiere que los eventos escolares sean más incluyentes. Por ejemplo, que en las kermeses puedan haber ‘bodas de chocolate’ entre personas del mismo sexo. O que si una persona se identifica como alguien del género opuesto al que nació, se le reconozca en la escuela como tal. Sí, aunque aún no haya iniciado su transición o haya cambiado su nombre y sexo.

4. Habla de personajes LGBT+ en tus trabajos y exposiciones

Dale visibilidad a la comunidad LGBT+ incluyendo en tus trabajos y exposiciones a personas que sean parte de la comunidad. Tenemos personalidades increíbles e importantes para dar y repartir. Algunos ejemplos son Virginia Woolf, Alan Turing, Salvador Novo, Frida Kahlo y muchas y muchos más. 

5. Denuncia la homofobia

Quizá una de las formas más eficientes de combatir la homofobia en tu escuela es denunciándola. Si uno de tus compañeros, profesores o personas que están en la escuela en general tienen actitudes homofóbicas, repórtalas con las autoridades. Y si con las autoridades no funciona, recurre a tus papás o a instancias dedicadas a prevenir la discriminación. Lo importante es que hagas algo para frenarla, que levantes tu voz.

Quizá estas recomendaciones no son el manual para acabar con la homofobia en las escuelas, pero sí creemos que al menos un cambio generará en quienes te rodean y, sobre todo, en ti.

¿Qué otras formas de combatir la homofobia en la escuela conoces?

Fuente: Soy Homosensual, Diario El Diverso

#Mundo| 5 series en Netflix que no sabías que son LGBT+

¿Creíste que ya habías agotado toda la reserva de series LGBT+ de Netflix? Te equivocas, corazón. Chécate estas cinco opciones y compruébalo tú mismx.

No, Homosensual, no todo es Orange is the New Black, RuPaul’s Drag Race y Queer Eye. En esta nota te vamos a hablar de 5 series en Netflix que seguro ni sabías que tenían personajes o temáticas LGBT+, pero que sí, mi amor. Y como pa’luego es tarde, ahí te van.

Dear White People

La primera en la lista es Dear White People. Esta serie sigue la historia de un grupo de estudiantes afrodescendientes en una escuela mayoritariamente blanca. Además del interesante personaje gay de la serie, Lionel, quien dará a la comunidad LGBT+ una voz aún más fuerte en la tercera temporada,Dear White People tiene muchos puntos que la convierten en la serie que deberías estar viendo.

Ya que habla de problemas sociales como el racismo, el clasismo; da voz a la comunidad LGBT+ y presentará a un nuevo personaje trans, otro con VIH y un nuevo interés romántico para la lesbianita de la serie, Kelsey, en su tercera temporada.

La maldición de Hill House

Si lo que te gusta es el terror, esta opción te va a encantar. Por el nombre ni te pasaría por la cabeza que esta fuera otra de las series de Netflix con temática LGBT+, corazón, pero lo es. No toda la serie está enfocada en la comunidad, eso sí, pero tiene un personaje lésbico que les desbordará la alberca a todas las mujeres LBT.

La maldición de Hill House sigue la historia de un grupo de hermanos que, tras 20 años, vuelve a su tormentoso hogar de la niñez. Entre estos hermanos, está la sexy y ruda tortillina Tía Rosa, Theodora Crain. En la novela en la que está basada la serie, se insinuaba que Theodora era lesbiana, pero en la serie lo confirmaron… y lo confirmaron bien. Así que enciende tu pantalla y pégate bien cerquita a bae por aquello de los sustos. 

La maldición de Hill House

Si lo que te gusta es el terror, esta opción te va a encantar. Por el nombre ni te pasaría por la cabeza que esta fuera otra de las series de Netflix con temática LGBT+, corazón, pero lo es. No toda la serie está enfocada en la comunidad, eso sí, pero tiene un personaje lésbico que les desbordará la alberca a todas las mujeres LBT.

La maldición de Hill House sigue la historia de un grupo de hermanos que, tras 20 años, vuelve a su tormentoso hogar de la niñez. Entre estos hermanos, está la sexy y ruda tortillina Tía Rosa, Theodora Crain. En la novela en la que está basada la serie, se insinuaba que Theodora era lesbiana, pero en la serie lo confirmaron… y lo confirmaron bien. Así que enciende tu pantalla y pégate bien cerquita a bae por aquello de los sustos. 

Degrassi: Next Class

Esta es otra de las series de Netflix que exploran las experiencias de la comunidad LGBT+. Degrassi: Next Class cuenta la historia de una nueva generación de estudiantes de la Escuela Comunitaria Degrassi. En ella abordan temas como el racismo, el uso de drogas, la homofobia, la salud mental, el bullying, el acoso cibernético, la religión y el descubrimiento de tu identidad, orientación y sexualidad. Sin duda una excelente serie para poner todos estos temas en discusión, pero desde una perspectiva jovial y divertida.

Once Upon a Time

¿Tú también afirmabas que Mulan era bisexual? ¡Pues acertaste! O al menos con la Mulan de esta serie. Once Upon a Time es una serie de fantasía inspirada en las historias de los diferentes personajes de Disney. En la primera temporada, te cuentan cómo los personajes de cuentos de hadas fueron transportados a nuestro mundo y sus recuerdos fueron borrados por la poderosa maldición de una de las villanas más clásicas de Disney. 

A lo largo de las diferentes temporadas, se van agregando más y más personajes. ¿Y qué creen? Muchos de ellos son LGBT+. Como lo lees, bebé de luz. Por fin podrás ver a algunos de tus personajes favoritos vivir el amor homosexual. Uno de ellos, por supuesto, es Mulan. Así que si quieres enterarte de quién fue la princesa que le robó el corazoncito de nuestra guerrera favorita, la serie indicada para ti es Once Upon a Time.

Love, Death and Robots

Ojo, lector, que esta es una de las recomendaciones más interesantes de la lista. Love, Death and Robots es una antología de relatos animados de ciencia ficción sobre, como su nombre lo indica, amor, muerte y robots. La primera temporada cuenta con 18 episodios, cada uno de entre 8 y 15 minutos.

Aunque todos los cortos tienen un trasfondo y un mensaje increíble, lo que trae esta serie de Netflix a nuestra lista de series LGBT+ es su cuarto capítulo: ‘La ventaja de Sonnie’. En este tendrás la oportunidad de ver batallas clandestinas de robots gladiadores, pero con su buena dosis de homosexualidad. ¿Ahora sí ya se te antojó?


Como ves, lector, existen muchas series en Netflix que, aunque no son propiamente LGBT+, nos han dado visibilidad a través de sus personajes o ciertas temáticas en sus capítulos. Así que a gozarlas todas.

¿Tú qué otras series con temática o personajes LGBT+ has visto en Netflix?

Fuente: Soy Homosensual, Diario El Diverso

#Mundo| Alimentos que te hacen gay, según conservadores

¿Quieres abandonar tus desviaciones y consagrarte a una vida libre de pecados? ¡Aléjate de estos 4 alimentos que causan homosexualidad!

A lo largo de los años, diferentes fanáticos, conservadores y pseudocientíficos han logrado encontrar lo que ningún otro: la causa de la homosexualidad. Claro que cada quién tiene su propia versión de cuál es la causa mayor: las vacunas, la masturbación, la actividad sexual de la madre durante el embarazo, entre otras tantas cosas. Esta vez te contaremos sobre 4 alimentos que te hacen gay, según los conservadores. 

Pollos engordados por hormonas (pollas gordas, pues)

Este descubrimiento lo hizo el presidente de Bolivia, Evo Morales, en el año 2010. El presidente dio a conocer el dato durante su discurso de inauguración en la Conferencia Mundial de los Pueblos sobre le Cambio Climático y la Madre Tierra. Ahí aseguró que el pollo que comemos está engordado con hormonas femeninas, razón por la cual los hombres «tienen desviaciones en su ser como hombres». El mandatario fue recibido con risas, pero su advertencia quedará en nuestros recuerdos por siempre.

Evo Morales, presidente de Bolivia, fue quien dio a conocer este asombroso descubrimiento sobre alimentos que te vuelven gay. / Foto: Expansión

Comida chatarra

Rita Strakosha, licenciada en psicología clínica en la Universidad de Albania, fue la queaseguró que eran las grasas las que causaban la homosexualidad. En un estudio ‘científico’ que publicó en 2017, la psicóloga aseguraba que, normalmente, los homosexuales tienen dietas poco balanceadas con altas cantidades de grasas y carbohidratos. A esto Strakosha agregó que el alcohol podría ser un factor importante para la causa de la homosexualidad. Según ella:

«El acceso a una dieta alta en calorías y bebidas alcohólicas era limitado a las élites sociales del pasado. La homosexualidad también parece ser más frecuente dentro de ese grupo».

No hay manera de competir contra esos contundentes argumentos.

No, los carbohidratos no engordan, te hacen más gay. / Foto: W Radio

Soya

En 2013 los rabinos de la comunidad judía ultraortodoxa Gur Hasidim prohibieron a su congregación consumir soya. Esto debido a que, según los rabinos, alimentos derivados de esta leguminosa causan homosexualidad, ya que feminiza a los hombres jóvenes. 

Por su forma, olor o sabor, nadie sabe exactamente por qué, pero la soya te vuelve gay. / Foto: AgroArgentina

Agua del grifo

Esta última, aparentemente, solo aplica para aquellos que habitan en Perú. Según el alcalde de Huarmey en 2011, José Benítez, es peligroso para los habitantes consumir el agua directa del grifo debido a los altos niveles de estroncio. De acuerdo con Benítez, el estroncio reduce las hormonas masculinas. Para el alcalde el ejemplo perfecto de esta ‘enfermedad’ era Tabaloso, una localidad vecina. Esto porque, según Benítez, la gran cantidad de homosexuales que se encontraban viviendo en Tabaloso se debía a que consumían el agua que corría del grifo. Al Tabaloso ser la localidad que surte a Huarmey de agua, era imposible para el alcalde no ver el peligro inminente para su gente.

Ahora entiendo a qué se refería este alcalde. / Foto: Travelblog

Hay muchas cosas de las que tienes que alejarte para evitar la homosexualidad. Por ejemplo: otros gaysdragasla emblemática Zona Rosa, etc. Pero, en tu dieta, estos son solo cuatro de los alimentos que te hacen gay y que tienes que evitar a toda costa, según los conservadores.

Entonces homosensuales, ¿cuál será su nueva dieta libre de pecado y desviaciones sexuales?

Fuente: Soy Homosensual, Diario El Diverso

#Mundo| Los mejores memes LGBT+ a favor de la marcha feminista

«La lucha LGBT+ nunca fue así de agresiva», y otras frases tan ridículas que solo es posible contestarlas con los memes LGBT+ que te mostraremos hoy.

Luego de la movilización feminista en Insurgentes el pasado 16 de agosto las redes sociales se llenaron de memes en contra de las manifestaciones de las feministas. Personas del colectivo LGBT+ se mostraron en contra de las acciones físicas tomadas por parte de dichas mujeres y abogaron a favor de las acciones pacíficas.

Ante esto, aquellos que recuerdan de verdad cómo fueron los movimientos de liberación de la diversidad sexual, contestaron con humor y memes LGBT+ a favor del movimiento feminista. Aquí te mostramos los mejores que encontramos.

Ella ni siquiera viene a esta escuela

memes LGBT+ mean girls
Es bueno predicar amor y paz, pero si no conoces de dónde viene tanto dolor y frustración, ¡largo de aquí! / Foto: Facebook

¿Se acuerdan de todos los encuentros de la policía y la comunidad LGBT+ en Stonewall?

No puede haber reacción más atinada que la de Scarlet Envy. / Foto: Facebook

No se preocupen, todo se puede con diálogo

memes LGBT+ Stonewall
Seguramente había gente que quería entablar diálogo durante los disturbios de Stonewall, pero a veces eso no es posible. / Foto: All That’s Interesting

El glitter fue el arma perfecta antes, durante y luego de la marcha

Memes LGBT+ a favor del movimiento feminista
El glitter parecía ser pacífico, pero resultó ser un arma mortal. / Foto: Facebook

¿Quieren pensar en los monumentos históricos?

Memes LGBT+ a favor de la revolución feminista
Ninguna revolución ha logrado nada sin algunos vidrios rotos. / Foto: Facebook

¿Tú crees que la masculinidad tóxica solo existe entre heterosexuales?

¿Cuándo está bien y cuándo está mal atacar paredes según los machos. / Foto: Facebook

Ok…quizá este no sea un meme LGBT+, pero ¿qué héroe pondría los vidrios sobre los actos de heroísmo?

Ningún justiciero se ha preocupado nunca por los daños materiales en sus aventuras. / Foto: Facebook

La historia LGBT+, y la historia en general, nos muestra que ninguna revolución llega de manera pacífica. Entonces, para esas personas que defienden más las paredes que a las mujeres desaparecidas, asesinadas y violadas, respóndeles con humor y estos memes LGBT+ en apoyo al movimiento feminista

Deja de pelearte con tus tías conservadoras, enójalas mejor con estos simples pero efectivos memes LGBT+ a favor de la marcha feminista.

Fuente: Soy Homosensual, Diario El Diverso

#Mundo| Problemas ridículos de las relaciones lésbicas

Lesbiana, bisexual o pansexual, si has tenido una relación lésbica seguramente has vivido alguna de estas situaciones ridículas. ¿A poco no?

Celos, peleas, malos entendidos… ninguno de estos problemas es exclusivo de un género u orientación sexual. Sin embargo, existen problemas que parecen solo suceder en las relaciones lésbicas. En realidad estos contratiempos son situaciones tan ridículas que no pensamos en su existencia sino hasta que nos vemos envueltas en ellas. Pero, aun así, te aseguro que ninguna mujer LGBT+ se escapa de haber vivido, al menos una vez, alguno de los escenarios que aquí te presentamos.

Cuando se sincroniza el ciclo menstrual

Todo está bien mientras cada una tenga sus días. Cuando una cae, la otra la consiente y la cuida hasta que se encuentra mejor. Pero pasan los meses y cada vez sus periodos llegan en días más cercanos. La diferencia pasa de ser de dos semanas, a una, a media, a un día o dos. Y no solo son los días con sangrado, el síndrome premenstrual puede ser todavía más mortal para su relación.

No es que no puedan comunicarse o entenderse en ningún momento. El verdadero problema llega cuando las reacciones más guturales e instintivas salen de nosotros, y la otra responde. Hay veces en las que la tensión simplemente es demasiada y hay que ser pacientes con nuestra pareja y con nosotras mismas para que esto pase.

El punto es siempre recordar la dinámica que manejan, incluso en momentos tan tensos como el periodo. Nunca olvides esto y te evitarás muchos más problemas en esta y todas tus relaciones lésbicas.

¿Quién saca la cucharacha voladora del baño?

Este es un problema que seguramente llega en 8 de cada 10 relaciones lésbicas. De verdad esto no parece un problema hasta que en el baño te encuentras tres cucarachas —gigantescas, según tú— en la regadera, el excusado y el lavabo. Ya se acabó el mata insectos y lo peor: ¡en cualquier momento podrían volar y caerte en la cara! Tu novia te mira como diciéndote: «¿Qué esperas para sacarlas?».

Intentas con todas tus fuerzas acercárteles tranquilamente pero ¿a dónde se fueron todas? Resignadas, abandonan el área y esperan a que los monstruos escondidos entre las paredes decidan irse por sí mismos.

¿Alcanzas tú? Yo tampoco 🙁

Este problema se soluciona fácilmente si en una relación lésbica hay al menos una persona que mide más de 1.60 m. Pero, cuando compartes vida con un hobbit del mismo tamaño que tú, la situación es diferente. La cocina, el armario y cualquier superficie que no quede al alcance de la mano se vuelve un reto. A veces tu novia te pide ayuda por los 5 centímetros extra que tú tienes pero, la mayor parte de las veces, es necesario escalar las alacenas y repisas. Si logran superar su orgullo, es posible que terminen comprando un banquito. Si no, se volverán expertas en escalar alacenas.

¿Eso no era mío? Sí, era.

Andar con alguien con quien puedas compartir ropa parece, en un inicio, una gran ventaja. El clóset es ahora lo doble de grande y podrás completar tus looks con cosas que la otra ya tenía, ¿no? Muchas pueden salvarse de este problema en su relación lésbica si los gustos de ambas son similares. Sin embargo, para quienes sus gustos son totalmente diferentes, esto puede ser un gran contratiempo.

La fantasía se rompe cuando te das cuenta de que tu novia es feliz utilizando tus playeras, sudaderas y pantalones. Las usa diario para salir a la calle o como pijama. Tú, por otro lado, no estás segura de si los sacos rosas y los leggins estampados sean algo que te mueres por tener en tu armario. 

Ante esta situación, no hay nada más que rendirse y guardar con recelo tus cinco sudaderas y playeras favoritas mientras ves cómo el clóset de tu pareja devora al tuyo.

¿Qué otros problemas ridículos siguen encontrando en sus relaciones lésbicas? ¿En cuántos de los que les mencionamos se han metido?

Fuente: Soy Homosensual, Diario El Diverso

Quiz: ¿Qué participante de La más draga eres?

«Posa que posa bien potra». Si eres fan del dragmexicano, entonces descubre con nuestro quiz qué reina de La más draga eres.

Llegó la hora de levantar el evento. ¿Te gusta el drag y además te sientes orgulloso de tus raíces mexicanas? Entonces pásale a hacer nuestro quiz para que descubras qué participante de La más draga eres. Y si aún no has visto el programa, esto te convencerá de que veas las dos temporadas en un solo día.

Para poner un poco de contexto,La más draga es el primer programa de internet que celebra el talento del arte drag mexicano. El formato del show resalta las tradiciones y costumbres de nuestro país desde esta forma de expresión artística. Actualmente se han realizado dos temporadas de este espectáculo, y algunos rumores dicen que se lanzará una tercera.

En México hay mucho talento para ejecutar este arte. Las drag queensnacionales tienen bastante que ofrecer.

#Mundo| 7 cosas de lesbianas explicadas con emojis

Ante la ausencia de papayas o almejitas, las lesbianas la hemos tenido difícil para comunicarnos con emojis… pero no imposible. Descubre cómo hacerlo.

Los gays tienen la berenjena o el melocotón, pero el mundo de los emojis nos tiene muy olvidadas a las lesbianas. Aunque no os preocupéis, lechuguita de mi corazón, que la lenchez siempre encuentra el camino y el uso de los emojis no son la excepción. Por esote traemos 7 formas en las que puedes explicar cosas de lesbianas con emojis¡Cómo de que no!

1. Cuando besaste a otra mujer por primera vez

¿Recuerdas ese momento de nerviosismo? De repente pasó, probaste los labios de otra muyerts. A lo mejor primero te sorprendiste, te sacaste de onda y te preguntaste ¡¿questapasandaaaaa?! Pero esa fase solo te duró tres segundos, porque después tanto tu corazón como tu… ‘taquito’ palpitaban al ritmo de“I Kissed a Girl and I Liked It”.

2. Cuando descubriste el delicioso arte del tijereteo

Y ni hablar de cuando por fin conociste el maravilloso deleite conocido como tribadismo, ejem, ejem, tijeras, ejem. Porque eso sí, lesbiana de mi corazón, podremos no tener emojide papayita… pero sí tenemos emojis de tijera y es todo lo que las lesbianas necesitamos. (Bueno, bueno, no todo).

3. Cuando le hiciste sexo oral a otra chica por primera vez

¿Tú te acuerdas de la primera vez que te aventuraste a probarle ‘el taquito’ a otra mujer? Algunas han contado que incluso en un inicio no les gustó mucho. Es normal, muchachas, nos estamos aventurando en un mundo nuevo. Pero en lo que sí concordaron las lesbianas fue que después ya no podían despegar su carita de ahí. 

4. Cuando se le fue la mano… literal

Y ya que andamos en rubros del pecado y el placer… el uso de los dedos, señorita. Un dedo es yummy; dos dedos es doblemente yummy; ¿tres dedos es…? Exactooo. Triplemente yummy. Pero oigan, no la friegan metiendo el puño completo… ¡y sin avisar! Esa es la triste historia de muchas lesbianas contada con emojis.

5. Cuando te encontraste a tu ex en el mismo antro donde estabas

Tú muy feliz, etérea y en perra bailando en el antro cuando de repente… ¡zaz, culebra! Voldemort está ahí. Corres despavorida… no para huir, sino para conseguir el crucifijo más cercano y ahuyentar a esa Drácula que te chupó toda… la vida y las energías. 

Afortunadamente, ese collar con crucifijo que te prestó la imitadora de Madonna surtió efecto. Tu ex se esfumó y ya puedes seguir fiesteando tranquila.

6. Cuando te enteraste de que tu novia es la ex de la amiga de tu ex que fue su ex

Porque las interconexiones lésbicas están a la orden del día, mijita. Cómo de que no. Estás muy feliz y contenta con tu amor bonito cuando te llega el rumor… el terrible rumor: tienen alguna que otra lesbianita en común. Primero te sacas de onda y le cuestionas a las diosas y a la vida: «¡¿POR QUÉ?!». Pero luego ya le bajas a la intensidad, recuerdas que es algo sin importancia y sigues disfrutando del amors.

7. Cuando te empoderaste como lesbiana

Las lesbianas también podemos usar emojis para contar nuestra historia de empoderamiento. Las de muchas inició dentro de un telible clóset. Pero un buen día dinamitaron ese clóset y salieron al mundo como las lesbianitas hermosas que son. Entonces conocieron a otras personas LGBT+ que les compartieron sus historias, con quienes se sintieron identificadas y que las hicieron sentir como en casa. O a veces mejor que en casa.

Quizás después encontraron el amors en los brazos de otra mujer, o quizá no. Pero lo que sí encontraron fue un profundo amor y respeto a sí mismas y a la diversidad que las rodea. Y desde entonces, nunca dejaron de luchar para que todas las personas pudieran ser así de felices y así de empoderadas con su identidad.

Y así, bebecita de luz, es como las lesbianas también podemos escribir nuestras vivencias y experiencias con emojis. Como ya vieron, no es imposible. Aunque ya aplícate, internet de las cosas, que eso no significa que no queramos nuestra papayita en los teclados… y en todos lados.

#Mundo| 5 formas de apoyar a las mujeres siendo hombre gay

Ser un hombre gay no significa que no puedas apoyar a la lucha feminista. Descubre con esta nota cómo ser un aliado para las mujeres.

El simple hecho de que hayas llegado a esta nota por interés real y genuino, ya es un buen paso, bebé. Y si te has preguntado cómo puedes apoyar a la lucha feminista siendo un hombre gay, llegaste al lugar correcto. En esta nota te decimos 5 formas básicas con las que puedes empezar a convertirte en aliado de las mujeres

Cuestiona tus privilegios

Lo primerito que tienes que hacer es cuestionar tus privilegios. Te preguntarás cuáles privilegios, especialmente al ser gay. Sin embargo, el simple hecho de ser hombre ya es un privilegio dado que vivimos en una sociedad machista y heteropatriarcal. Tener ‘privilegios sociales’ no es algo necesariamente malo. Solo estáte consciente de ellos para que cuando opines o actúes de una determinada manera, no lo hagas desde tu privilegio. 

Además, reconocer y cuestionar tus propios privilegios, va a ayudar a que también te cuestiones las actitudes machistas que puedas tener. Porque no, corazón, ser gay no significa que un hombre no sea machista. Vaya, hay lesbianas y mujeres en general que también lo son. Lo importante es darse cuenta de esos machismos o micromachismos que repetimos y eliminarlos de nuestro existir.

No busques protagonizar la lucha

Mi amor, si de verdad quieres ser un gay aliado para la lucha feminista, no busques protagonizar esa lucha. Entiende que es un movimiento necesario para las mujeres y que sí, aunque también te beneficia a ti y a todos, son ellas quienes deben ser visibles a través de él. Nosotros tenemos diferentes maneras de visibilizarnos, así que evitemos llegar a acaparar también el foco de atención que pocas veces se les da a las mujeres como colectivo.

Por ejemplo, en las marchas y manifestaciones, asiste. Pero si el movimiento no está convocando a hombres, respeta y busca otras formas de apoyar como difundiendo información sobre la marcha/evento del que se trate.

Respeta las voces y posturas de las mujeres

No significa que tengas que concordar con ellas. Pero un verdadero gay aliado feminista no va a demeritar ni la voz ni la lucha de una mujer. Si no te representa, ok, no te representa. No significa que tengas que dar tu opinión toda vez. Sobretodo porque tú, al no ser mujer, no tienes una base real para hablar sobre qué es ser mujer y las problemáticas que enfrentan las mujeres.

Rodéate de mujeres feministas

La mejor forma de acercarte al feminismo es a través de otras mujeres feministas. Acércate a ellas, pídeles que te ayuden a entender el movimiento y, sobre todo, ESCUCHA lo que tienen que decir.

Infórmate e informa a quienes tienes cerca

Y muy importante, bebecito de luz, infórmate. No hables solo por hablar. Investiga todo lo que tengas que investigar, júntate con todas las feministas con las que te tengas que juntar. Pero también comparte todo lo que aprendes con las personas que tienes cerca. Hazle notar a tu círculo cercano cuándo está repitiendo conductas machistas y/o misóginas y sensibilízalos sobre por qué es violento con las mujeres. 

Deja de preocuparte más por pedazos de piedra que por las vidas de otras mujeres

Recientemente vivimos en México un momento de protesta ante la ya inaguantable violencia que vivimos las mujeres día a día. ¿Pero qué es lo que a la sociedad y lo que a los medios les parece prioritario? Hablar de las formas en las que se debe y no se debe protestar. Limpiar un ‘monumento nacional’, que les indigna más que las nueves mujeres asesinadas diario en nuestro país, o las que cada 18 segundos son violadas en México. ¡Basta! Basta de preocuparnos por lo irrelevante, por lo que no tiene vida y a ocuparnos de erradicar el machismo y la misoginia que imperan en este país. Eso es lo verdaderamente primordial.

Hay muchas cosas que puedes hacer por la lucha feminista siendo un hombre gay. Estas son solo algunas de ellas. Pero para más información, dirígete a la feminista a la que más confianza le tengas.

#Mundo| Acuerdos importantes que debes tener con tu pareja

Pon mucha atención a esto, si quieres tener pareja. En una relación siempre deben existir acuerdos para que todo fluya de forma adecuada.

En cualquier tipo de relación siempre debe existir una comunicación clara para que haya un buen trato. Por ello, es importante que si tienes o estás pensando en iniciar una relación de pareja debes establecer acuerdos con esa persona. ¿Por qué? Para evitar problemas y malos entendidos en el futuro.

¿Cómo que el tipo de relación? Sí, es sumamente importante que definan la dinámica de pareja que manejarán. Decidan si serán novios, una relación abierta, amigos con derechos o ‘amigovios’.

Hablen abiertamente de las apps de ligue

Utilizar una app de ligue no es sinónimo de infidelidad. Es decir, puedes forjar amistades muy padres con personas que conoces a través de estas plataformas. Por ello, si deciden utilizar estas herramientas deben exponer sus argumentos de por qué las van a usar. Recuerden que usar una aplicación de estas no es malo cuando se tiene pareja, si se discute antes. 

Discutan sobre los tiempos

En una relación de pareja sí debe existir un acuerdo sobre el tiempo que van a compartir. Y esto no significa que tengan un horario establecido o que deba ser un método de control. Simplemente es para que no haya conflictos porque siempre deben verse o porque nunca pasan tiempo juntos.

Sobre relaciones sexuales

Aunque lo nieguen, esto es una parte importante de una relación de pareja. Por eso, deben ser claros sobre lo que les gusta y no les gusta a la hora de estar en la cama. Esto también evitará que haya conflictos o malentendidos en el futuro por hacer cosas que no quieren. Aquí también aplica la salud; los métodos de protección que usarán y si se realizaran algún tipo de prueba de ITS.

El trato con las amistades y familiares

A ver, la relación es con tu pareja, no con su familia y amigos. Es bastante importante que discutan cómo se va a desenvolver el trato con los amigos y familia de la otra persona. Es válido y respetable no querer tratar con el amigo o la prima de tu novio o novia que no te cae bien. Asimismo, ellos no tendrían que interferir en su relación.

Gustos y aficiones de cada uno

Puede ser que a uno le encante nadar con tiburones y al otro no. Lo que a una persona le gusta y a la otra no debe ser respetado. Sin embargo, no se debe obligar a hacer algo a la pareja solo porque a ti te agrada y viceversa. Compartan momentos y gustos, pero si algo no te gusta, no lo hagas.

Cómo serán los gastos

La gente dice: «Cuentas claras, amistades largas», este dicho también aplica en las relaciones de pareja. Aunque pueda parecer incómodo, hablen sobre quién va a pagar qué. Si van a dividir los gastos, si uno paga una vez y el otro paga en la siguiente ocasión. Cualquiera que sea la forma que elijan, deben hablarla.

El futuro de la relación

A ver, tampoco creas que si llevan tres días ya van a fijar la fecha de la boda. Pero sí es importante que cada determinado tiempo hablen sobre lo que esperan de estar juntos. Y sobre todo que se planteen si es una relación positiva y tiene futuro o es mejor seguir por caminos separados

Lo más importante es que mantengan una comunicación abierta y clara. Siempre deben entablar conversaciones sobre todo lo que les preocupe. Recuerda que nadie puede leer el pensamiento de alguien más, así que lo mejor es hablar fuerte y claro.

Ya lo saben, homosensuales, si quieren una relación de pareja exitosa, establezcan esto acuerdos.