# Mundo| Cosas que te pasan en la secu si eres gay o lesbiana

En la adolescencia nos enfrentamos a situaciones no tan padres. Estas son algunas cosas que te pasan en la secundaria si eres gay o lesbiana.

Que levante la mano el que no sufrió… digo, vivió al menos una de estas situaciones cuando estaba chamaco. Ay, la secundaria, esa etapa de la vida donde muchos fueron felices y otros nomás sobrevivieron. Si eres gay o lesbiana muy seguramente te tocó vivir alguna de estas cosas.

Sufrías cuando jugabas futbol

Ay, sí, esta era la maldición de mucho adolescente gay. Hasta te sudaba ahí donde las arañas hacen su nido cuando veías al profe de deportes y escuchabas que tenías que jugar futbol. Nos hubieran puesto a hacer lip sync, ahí sí hubiéramos dejado el alma. 

Así nosotros, fingiendo para que nos sacaran del juego. / Imagen: Giphy

Te negabas a usar falda

No es una regla, pero muchas chicas del ejército lencho no querían usar esta prenda. Y es que para ellas podía ser incómodo. Lo bueno que esto ya no es obligatorio.

Tenías que soportar el bullying

Es muy triste recordar esos días de secundaria por el acoso que muchos sufrieron. Todo por culpa de los adolescentes intolerantes y sus prejuicios. Lo bueno que esos tiempos ya quedaron atrás. 

Ven, aquí te queremos mucho. / Imagen: Giphy

Demostrabas tu homosexualidad o lesbianismo en los talleres

Una de las cosas más chidas de la secundaria eran los talleres, ya sabes, corte y confección, cocina, electricidad, taquimecanografía, carpintería, entre otros. ¿Y dónde está lo LGBT+? En que tú no querías ajustarte al taller que establecían para ciertos géneros, por eso, ¡bravo! La verdad a mí me sirvió estar en corte porque aprendí a hacer vestidos para ser drag. 

Vivías tu primer crush gay o lésbico

Con la maestra, con tu compañero, con el prefecto o la prefecta… igual y no te dabas cuenta, pero ya desde entonces estabas quedando prendado de tu corazoncito LGBT+ y tú ni enterado

Recibías castigos por el uniforme

Es que era bien divertido romper las reglas, además, ¿en qué les afectaba cómo te vestías? Como buenos y creativos miembros de la diversidad, desde la adolescencia muchos demostraban su talento para hacer que el uniforme tuviera un toque de arcoíris y dejara de ser tan aburrido. 

Y a los bisexuales también les tocaba…

No se haga muchachito o muchachita bisexual, usted también se enfrentó a ciertas cosas. ¿A qué? Acuérdate de cuando tenías novio o novia y de repente, ¡traz!, te gustaba alguien de tu mismo sexo. Lo bueno que eras un alma pura y siempre fuiste fiel, ¿verdad? 

Para algunos ya hace algunos ayeres que salieron de la secundaria, para otros quizá apenas fue el ciclo escolar pasado. Y aunque tal vez sí hubo algunos tragos amargos, también en esta etapa de la vida se hacen amistades padres, además de que esas veces que ‘te fuiste de pinta’ seguro la pasaste increíble, como dicen: «Lo bailado nadie te lo quita».

Y ustedes, homosensuales, ¿qué otras cosas vivieron en la secundaria como un adolescente gay o una chica lesbiana?

Fuente: Soy Homosensual, Diario El Diverso

#Mundo| Consejos para lidiar con un familiar homofóbico

¡Que los aguante quien los quiera! Aunque sean familia, si no te respetan, no los necesitas en tu vida. Así puedes lidiar con un familiar homofóbico.

La familia es una parte importante en la vida de muchas personas. Aunque en algunas ocasiones la sangre suele ser medio pesada e intolerante. Y en esos casos no tienes por que soportar situaciones desagradables. Si tienes un familiar homofóbico aquí te decimos cómo lidiar con él o ella.

No caigas en provocaciones

Dicen que el que busca encuentra, pero no le des el gusto a tu tío o tía homofóbica. Muchas veces solo buscan provocar una pelea para después hacerse las víctimas. Deja que ellos solitos se ahoguen en su veneno. 

¡Tus provocaciones aquí no van! / Imagen: Tenor

Sé educado pero marca tu distancia

A ver, no tienes por qué volverte una persona grosera —igual que tu familiar—. Saluda de forma educada y sé cordial. Pero si ves que sigue en su postura homofóbica, no te acerques y mantén la distancia.

Jamás te escondas ni ocultes quién eres

Ah, no, eso sí que no. Que se escondan ellos abajo de las piedras, pero tú no. Recuerda que no estás haciendo nada malo. Haz lo contrario, demuestra tu orgullo para que vean lo maravilloso que eres. 

Jamás hagas esto. / Imagen: Giphy

Recopila información contra sus argumentos

No hay mejor arma que la información. Cuando quieran sacarte una explicación ridícula a su homofobia, tú responde de forma educada pero rotunda. Por ejemplo, si te dice que la biblia prohibe la homosexualidad, dile que este libro está lleno de relatos absurdos.

Demuestra ser una mejor persona que él o ella

No permitas que un familiar homofóbico saque lo peor de ti. Estas personas solo buscan pretextos para hacer quedar mal a los LGBT+. Prueba que eres una mejor persona y tú no andas atacando ni esparciendo odio. 

«¿Porque soy qué? ¡Fabuloso!». / Imagen: Tenor

Marca siempre tus límites

Es de suma importancia hacer esto desde el principio. Si ves que este pariente nomás no quiere entrar en razón, no permitas que transgreda la línea del respeto. Una cosa es que sean familia y otra muy distinta es que se quiera pasar de listo.

Corta la relación si es necesario

Hacer esto es perfectamente válido, y en ocasiones además es muy sano. No tienes que soportar a una persona que no aporta nada positivo a tu vida. No importa si alguien se molesta. Si es lo mejor, dile adiós a ese familiar. 

¡Hasta nunca! / Imagen: Giphy

Recuerda que siempre debes poner tu dignidad e integridad ante cualquier persona o situación. Y aunque tus papás te digan que es tu tío o tu prima, si no te respetan no tienen el privilegio de estar en tu vida. 

Esperamos que les sirvan estos consejos, homosensuales, en caso de que tengan que enfrentar con un familiar homofóbico.

Fuente: Soy Homosensual, Diario El Diverso